¿cómo salpicar la vida de curiosidad?

Cuando una cita semi a ciegas te provoca una necesidad imperiosa de escribir de forma compulsiva, es muy buena señal.

Como el encuentro #menors40 convocado por la experta en líos de los buenos (alias “lianta”), Marisol López, aquí @marisolbcn. Todo empezó con su generoso post sugiriendo a 15 gestores culturales menores de 40 años (o más o menos), seguido por una petición de carta de reyes de último momento por parte de Núvol  y una provocación para reunirnos.

Podría haber sido un desastre. Fue una estupenda y fresca mezcla de reflexiones personales, honestas, autocríticas, sinceras, positivas. Desde la profesionalidad y desde la libertad. Desde la emoción y el sentimiento. Como requieren los encuentros con sentido.

Mil temas fueron apareciendo y habrá que ir profundizando, seguro que Marisol hará una recopilación completa de reflexiones, pero a veces necesito escribir con urgencia, sin pensar, sólo para no olvidar.

Marisol nos planteaba como punto de partida cómo nos gustaría se encontrara la cultura en 5 – 10 años. Qué enorme placer no oír en ningún momento hablar de crisis, recortes, y sí de humanidad, de valores, de emociones, de coherencia, de honestidad… Suena a tan antiguo…, y a tan necesario recuperar!

Porque, en palabras de Oriol Martí Sambola, reivindicar portarse de forma humana resulta ya revolucionario. Demasiado a menudo hemos caído en la trampa de la rentabilidad económica. Es el momento de recuperar la centralidad de la necesidad de la cultura como motor de desarrollo humano, más allá de efectos colaterales (desarrollo territorial, cohesión social y demás). La cultura como elemento esencial para el desarrollo de la persona.

Ferran López se preguntaba ¿cómo recuperar la conexión con la sociedad, cómo hacer que la gente sienta pánico al imaginar un mundo sin cultura?

El mismo Ferran recordaba que el público de la mayoría recintos culturales es esencialmente una élite sociocultural y a menudo procedente del propio sector.

Las políticas de accesibilidad y de legitimidad de políticas culturales se han basado demasiado a menudo en la indispensable franja del público cautivo, aquel que fácilmente llena salas sin apenas posibilidad de resistencia y del público atraído por el efecto publicitario evento de moda. Demasiado a menudo se ha dejado en segundo plano la calidad de la experiencia, los efectos colaterales que haya podido dejar en el individuo.

Pero hay vida más allá de los recintos culturales, aunque a veces las políticas culturales pretendan olvidarlo. O quizá exista precisamente porque la hayan descuidado, dejando espacio para la autogestión, para la exploración a partir de inquietudes y necesidades reales, para el aire que necesita la vida. Cuando la política cultural ha pretendido regular espacios más allá de los recintos controlables, a menudo ha herido de muerte aquello que surgía y vibraba de forma orgánica y necesaria.  

 Ayer volvimos a hablar de curiosidad, de asombro, de ese elemento indispensable para el desarrollo de cualquier propuesta cultural. ¿Y si entendemos favorecer la accesibilidad cultural también como el ofrecer posibilidades para despertar curiosidad, estímulos que permitan seguirnos asombrando, enriquecernos como personas? Que nos inviten a seguir creciendo, simplemente?

¿Y si volvemos a la vida real para tratar de enriquecer la curiosidad? Sintiéndolo muchísimo la vida real no está en museos, no está en teatros. Está en la calle, en las casas, en las pantallas, en las escuelas… Cómo salpicar la vida de curiosidad?

Porque como recordaba el mismo Ferran, no hay que convencer del valor de la cultura, tiene que notarse, tiene que vivirse.

Anuncios

Acerca de delirandounpoco

...y me dio por delirar un poco... (suele pasar) ...la versión oficial? algo así como gestora, consultora, comunicadora cultural..., o algo parecido...
Esta entrada fue publicada en sin clasificar y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ¿cómo salpicar la vida de curiosidad?

  1. Pingback: Gestors culturals: the next generation - #missnokia

  2. Pingback: Gestors culturals: the next generation | marisolbcn

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s